20120412

De lo alto a tu silueta, cada Romeo tiene su Julieta


Con rastros que acaban con mi sonrisa
veo tu sombra irse tan facilmente de mi,
y yo estoy en penumbra ahogandome
con tu mirada,
esa que se quedo del último beso que me diste,
y se que no hay nada
que pueda hacerme escapar de tus ojos,
mi corazón estancado en la luz de la luna
te necesita,
y en tus abrazos casi eternos
muero despacio, tu voz se vuelve
mi mejor melodía
pero desapareces como desaparecen
las estrellas al amanecer
y el viento me sofóca,
y tiene tu perfume
recordándome que tus palabras
me son ajenas, que tus besos
no son más mios y que quizás nunca lo fueron.
imagino que lees todo lo que pienso,
y que escuchas todo lo que escribo,
pero hoy,
si me entiendes,
quiero recordar
la forma de tus labios,
sobre la silueta de mi voz,
donde tu nombre
se ha quedado como
único delirio,
con rastros que terminan en pasos hacia
tus suspiros solitarios,
esos que anhelo
en noches como esta,
en noches como las tuyas,
mientras trato de respirar
escribiendote lo mejor de mis manos
para morir suavemente mientras no te tengo.